Cómo validar tu idea de negocio en 5 días

Por mucho tiempo hemos utilizado los estudios de mercado como mecanismo para minimizar ese riego al fracaso. Hablando de innovación estos estudios de mercado tradicionales no nos han funcionado a lo largo del tiempo. Pero ¿por qué? 

Si hacemos encuestas, estas sólo muestran las frecuencias de cuantas personas dicen que les gusta nuestro producto o qué prefieren, pero aquí el problema es que no existe un "call to action" (llamada a la acción). Es decir, no hay pruebas que validen que cuando tengan nuestro producto enfrente de ellos lo quieran comprar o lo puedan pagar. Aparte las encuestas no van a más a fondo, no muestran las motivaciones de compra, no nos dicen por qué los clientes cambian de un producto a otro, ni las circunstancias en que se encontraba el cliente cuando decidió realizar una compra.

Si hacemos investigación cualitativa tradicional (focus groups, por ejemplo) regularmente preguntamos a los clientes directamente qué es lo que quieren. Este es un grave error, "escuchar la voz del cliente" en innovación no sirve. Los clientes no son los expertos en lo que tú haces, ya lo decía Henry Ford "si les hubiera preguntado a las personas qué querían, me hubieran contestado que un caballo más rápido". Existen formas más profundas y efectivas para saber qué es lo que realmente quieren los clientes, pero esto es tema de otro post. Si te interesa saber un poco más sobre cómo descubrir estos insights te recomiendo que busquen en nuestro Blog artículos sobre Jobs To Be Done, las Fuerzas del Progreso y Reducción de la demanda.

Lo mencionado con anterioridad nos refuerza que la única forma de validar nuestras ideas es realizando llamadas a la acción directas a clientes potenciales reales. ¿Te gusta mi producto? Ok, entonces cómpramelo, descárgalo, pruébalo, etc.

Existen metodologías que nos ayudan a validar nuestras ideas como el Design Thinking o Lean StartUp, estas son la base del Design Sprint, tema del que hablaremos durante los próximos 4 artículos.

Muchas veces no basta con conocer estas metodologías a la perfección si no contamos con un marco referencial como guía, y básicamente esto es lo que es Design Sprint, una guía paso a paso para la realización de un taller de cinco días y validar esa idea o solución a retos de negocio.

Te dejo una breve presentación, dónde vienen los conceptos básicos de esta metodología. Mañana estaremos posteando el segundo artículo de Design Sprint.

Saludos.

 

 

 

Suscríbete a nuestro boletín

Entérate de los más valiosos consejos para ser un emprendedor de éxito.

* Datos requeridos
 

Esta Empresa es apoyada por el
Fondo Nacional Emprendedor

Este programa es público, ajeno a cualquier partido político. Queda prohibido el uso para fines distintos a los establecidos en el programa